Solo en un bar

Solo en un bar

.

.

Solo sentado en el bar, es de madrugada, ya no hay gente…
.
Mata el ambiente quieto que me rodea, el deambular de un muchacho que limpia las mesas vacías, y el sonido añejo de una melodía en saxofón y violín, que rebota en paredes añejas, tan añejas, como la propia música.
.
Ya mi vaso esta casi vacío, y unas pocas colillas de cigarrillo, me dan a entender todo el tiempo que ha pasado, entre yo, mi soledad, y este lúgubre bar.
.
Quizás minutos, quizás horas, o incluso días, no lo se, ya nada se.
.
Ni siquiera porque estoy aquí bebiendo. Ya no recuerdo el motivo ni la razón, solo se que el olor viciado y a moho que rompe mi olfato, esta ya impregnado en mi ropa, en mi piel, mi cabello y en mis ojos.
.
Solo quiero cerrarlos, seguir tirado acá sobre esta mesa, y irme lejos, quizás donde quisiera estar, y no estoy.
.
Alguien remece mi mundo abstracto, mi silencio se ve golpeado por palabras que no entiendo y me asustan, abro mis ojos, y esta el hombre del bar, diciéndome que debo salir, que ya esta cerrado.
.
Como puedo me voy balbuceando palabras incoherentes, reclamando mi sobresaltado despertar…
.
Ya las luces incandescentes de la calle húmeda lastiman mis ojos, y logro hallar el recuerdo de que es invierno, y que debo ir a mi departamento a seguir durmiendo….
.
Que casi inconsciente me pregunto, donde esta…?
.
Vagabundeando por algunas calles logro ubicarme, y dirigirme a mi hogar, un departamento en un segundo piso de otro viejo edificio, esta pequeño, el desorden que hay en el se denota al abrir la puerta y sentir caer cosas que están arrumadas detrás de ella.
.
Son las cinco de la mañana, y no hay ruidos, solo a lo lejos la sirena de una ambulancia, que en esta madrugada, de seguro va a buscar a algún desgraciado, que tiene su vida en peligro, de seguro por andar en la calle borracho y casi extraviado…
.
Pienso esto, y sonrío de mi mismo…
.
Abro el refrigerador, saco una cerveza doy unos sorbos, y me arrojo sobre el sillón de la sala, su pobre mullidez recibe mi cuerpo hastiado, y me acomoda para comenzar a roncar, a olvidar, y a perderme en sueños que solo mi borrachera recordara, porque estoy seguro que mañana, en medio de un malestar generalizado, despertare aborreciendo mi vida, y buscando la salida, para ir al bar, y comenzar otro estúpido día….
.
Nuevamente solo, y en el mismo bar…

.
.
.
Alejandro Urtubia ©
(El diablo de la poesía)
Todos los derechos reservados y copyright a nombre de Alejandro Urtubia,
Texas, USA 2012
( 06 junio 2012 )

Anuncios

Un pensamiento en “Solo en un bar

Aca me puedes dejar tu comentario, con respecto a lo que acabas de leer, solo comenta y dale en " Publicar comentario " yo leeré y aprobare los comentarios para que aparezcan publicados bajo el poema, no necesitas registrarte ni nada, solo pon tu correo electrónico, ( que NO sera publicado) y tu nombre, así de simple... Recuerda : " El comentario, es el aplauso del escritor " ....se te agradece tu tiempo... Muchas gracias ....... Alejandro

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: